"La máquina del tiempo"

Sí, me tomé un recreo de "El Aleph" para adentrarme en esta obra que me fue recomendada. Breve, brevísima, y maravillosa de la autoría de H.G Wells, la cual fue publicada por primera vez en 1895 pero que llegó a mis manos ayer a través de PDF.
El protagonista de la misma es un científico que siempre es denominado "El viajero en tiempo", el cual le cuenta a un grupo de amigos su anómalo viaje. 
Esta es sin duda una gran historia enmarcada que cuenta nuestro protagonista... y está dotada de un gran simbolismo. 
El viajero en el tiempo les cuenta que con su máquina, se trasladó al año 802.701, y se encontró en un mundo donde la humanidad había mutado hasta convertirse en lo que denomina "eloi", seres bajitos y aniñados con baja capacidad intelectual que se limitan a comer frutas, dormir, jugar y danzar. Esa realidad era en apariencia paradisíaca... pero también en ese Planeta Tierra avanzado en edad existían los "morloks", otra especie también hija de la arcaica humanidad que conocemos, la cual se caracteriza por ser animales blancuzcos, nocturnos que habitan en las profundidades de la tierra y que sólo emergen a la superficie para extraer elois que hacen las veces de ganado. 
El nudo de esta historia está situado en que su máquina del tiempo desaparece... y lo hace cuando sólo conocía la existencia de los eloi. Este problema desencadena otra postura del viajero ante esa realidad que ahora problematiza. ¿Quién se llevó la máquina? ¿con qué fin? ¿dónde está? Estas y más dudas hacen que se geste en sí un febril deseo de entender la totalidad de esa realidad desconocida. 
A su vez, surge en el transcurso de la historia un romance entre nuestro protagonista y una eloi cuyo nombre no recuerdo... un romance un tanto curioso que podría interpretarse también como amistad. 
La relación existente entre los eloi y los morloks sin duda hace referencia a las clases sociales, y quizás al futuro en que desembocarán las mismas. Los morloks, supuestamente abastecían a los eloi de la indumentaria que estos usaban, pero a su vez, se transformaron en su ganado. Esto es el reflejo de una idea latente en el escritor que afirma que "la inherente injusticia de las desigualdades sociales tan sólo pueden llevar a un futuro nefasto para todos, incluso (y en especial) para las clases acomodadas". 
Sin duda vale la pensa ser leída, ¡adéntrense en ella! 

Comentarios

Entradas populares