"Fahrenheit 451"

Estoy aprovechando las vacaciones en cuanto a lectura hablamos, y hoy, acabo de terminar esta novela de Ray Bradbury "Fahrenheit 451".  Este libro de ciencia ficción me recordó a "1984" de Orwell, ya que en ambos predomina una oscuridad apocalíptica espantosa, que mantiene al lector siempre alerta. 
En ella se describe una sociedad en la cual leer es algo ilícito, y por ende los libros son quemados por bomberos tergiversados que en vez de apagar el fuego lo encienden para eliminar las bibliotecas, libros y en algunos casos lectores que se oponen al realizar su cometido. 
La gente allí es feliz, o por lo menos la gran mayoría... Posen una felicidad vacía, producto de la manipulación de los medios de prensa y de la carencia de medios, como los libros, que contribuyan a que ese vacío y esa aparente felicidad desaparezca y los haga pensarse a sí mismos, analizarse, cuestionar lo establecido e indagar en otras posibles respuestas. 
Leer, va en contra de esa condición generalizada de vacío, "felicidad" y puesta en escena. La vida se reduce a un simple estar viendo televisión, trabajar, y realizar todo lo que constituye la vida humana de forma mecánica. La lectura es un crimen que sancionan gravemente ya que atenta contra esa "paz" prefabricada que pende de un hilo llamado inconsciencia colectiva. Esa inconsciencia es grande, concisa, pero puede tornarse frágil si algunas excepciones se acumulan y empiezan a contagiar al resto, si los lectores empiezan a aflorar de las cenizas y de los pocos libros que quedan. 
El protagonista de esta obra es Guy Montag, un bobmero que como los demás, se encarga de erradicar libros a través del fuego. Pero él, a diferencia de la mayoría, se formula preguntas, analiza y critica la sociedad en que vive un poco sin darse cuenta. 
Un día, sin saber por qué retiene un libro de su trabajo y se lo lleva a su casa... 
En cuanto comienza a leer afloran en él esas preguntas, esa visión crítica y analítica y su personalidad y su forma de actuar cambia para el resto de la novela. 
Este hecho, ligado al intento de suicidio de su esposa hace que Guy se detenga y piense, un poco más consciente lo que está pasando a su alrededor. 
Todo lo que fue acumulando de forma sistemática aflora efervescente en nuestro protagonista y se las ingenia por ser perseguido por el sistema al que antes pertenecía y del que ahora huye con éxito, convirtiéndose al final de la novela en un marginado feliz que se dedica, junto con una minoría de intelectuales relegados a atesorar en su memoria libros que creen esenciales para el futuro de la humanidad.  

Comentarios

  1. Este libro me encantó, recuerdo una imagen que me puso los pelos de punta. Mientras los bomberos quemaban los libros y todo era un caos, la gente estaba sumergida en sus casas mirando la televisión que era del tamaño de una pared!!
    Me pareció tan representativa de estos tiempos que me asustó!! Y de esto se me viene una frase a la cabeza: Si no notas la diferencia entre ves y vez, es porque ves mucha televisión y rara vez abres un libro!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Tal cual! Es espeluznante el paralelismo en el que estamos inmersos... televisiones cada vez más grandes, bibliotecas menos frecuentadas, libros cada vez menos abiertos. Esperemos que esta novela de Ray no sea una premonición.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  2. Ay, ¿Por qué tanto spoiler? :( . Tengo el libro en .PDF y lo había empezado a leerlo. Peor dejé de hacerlo ya que después de unas pocas páginas no le encontraba sentido a nada y me pareció demasiado aburrido. Pero bueno, ahora sé que no lo es tanto. Seguiré sumando libros a mi lista de lectura, ahora se suma este. Algún día los leeré todos. ¡Abrazo!

    No sé cuán distantes nos encontremos de esa sociedad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, suele pasar, Sebas. ¡Yo no puedo con "Cien años de soledad"! Y todos alardean al respecto.
      Lamentablemente creo que estamos más cerca de lo que quisiera.

      Eliminar
    2. ¿Vos no pudiendo con un libro? hmm.. ¿Por qué? ¿Muy difícil de entender? ¿Demasiado largo?

      Eliminar
    3. Jajaja, creo que le erraste de entrada, Sebas... supongo que quisiste comentar "Atascada con Allende". No, es simple, no es tan largo. Creo que es por la forma en que está escrito

      Eliminar
  3. La verdad es que es una obra muy interesante, ¡me gustaría leerla!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin duda lo es. Te la recomiendo una y mil veces Samuel

      Eliminar
  4. ¡Hola, Agustina! Te quiero pedir un favor inmenso, ¿puedes responder la siguiente pregunta?:
    Si te pidieran hacer un análisis sobre fahrenheit, ¿sobre que escribirías? Empezarías a escribir sobre la trama, los personajes, lo que pretende enseñar- mostrar el libro, etc ?
    Gracias por responder.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Gabriela. Pregunta difícil... considero que para empezar a hacer un buen análisis de cualquier obra literaria, en primera instancia hay que situarla, es decir, en qué momento fue escrita, por quién, qué sucedía en el mundo en ese momento. ¿Por qué? Para que las personas que lean tu análisis/crítica de la obra puedan o intenten ponerse en la situación histórica en que la misma fue escrita.
      ¿Cómo podríamos explicar, por ejemplo "Rebelión en la granja" de forma clara de no ser así? De seguro hay otros métodos, pero este me parece esencial para comenzar a analizar el contexto y por extensión la obra en sí. Fahrenheit es muy interesante, y tiene un trasfondo distópico peculiar. Espero te sirva la respuesta, un beso

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares